Lo que hacemos: Trabajamos por el derecho de los niños y niñas a vivir en familia. 

Nuestros Servicios, un enfoque único

  • 1. Cuidado diario/centros infantiles comunitarios: El servicio de espacios de cuidado diario evita las condiciones de vulnerabilidad, pues promueve que los niños, en su mayoría menores de 6 años, puedan ser cuidados en centros infantiles comunitarios mientras sus padres trabajan.

  • 2. Contención Familiar: La situación de vulnerabilidad de las familias puede llegar a convertirse en un círculo vicioso o en una crisis, donde el riesgo de separación de los niños y niñas de sus familias incrementa rápidamente. El servicio de contención familiar realiza todos los esfuerzos para que la situación de crisis no se agudice, sosteniendo la unidad familiar y asegurando que los niños y niñas reciban educación, salud y cuidado.

  • 3. Cuidado en familia extendida: Por distintas circunstancias, las madres y/o padres no pueden encargarse de sus hijos e hijas, pero cuentan con una familia ampliada que puede y quiere hacerse responsable de su cuidado. Aldeas Infantiles SOS apoya a que los niños y niñas se integren adecuadamente a la familia extendida mientras esta desarrolla sus capacidades de protección promoviendo un entorno afectivo.
  • 4. Cuidado en familia de la comunidad: El servicio de cuidado en una familia de la comunidad se apoya a que los referentes adquieran la guarda legal de los niños como una familia sustituta después de desarrollarse en cuanto a capacidades protectivas, personales y laborales, ayudándoles con la manutención de los niños y niñas y a realizar planes de desarrollo familiar conjunto.

  • 5. Cuidado en Familia SOS en Aldea: Cuando un niño o niña perdió el cuidado de sus padres y no existen referentes familiares o comunitarios para acogerlos, es integrado formalmente a una familia SOS que vive en una Aldea Infantil SOS dónde viven varias familias. Al interior de cada familia no existe una separación de hermanos y están conformadas por un máximo de 7 niños y niñas, junto con otros jóvenes que, aunque ya no viven en la Aldea Infantil SOS, continúan formando parte de la familia SOS. 
  • 6. Familias SOS en la comunidad: Cuando un niño o niña perdió el cuidado de sus padres y no existen referentes familiares o comunitarios para acogerlos, pueden integrarse a una familia SOS que está liderada por una colaboradora de Aldeas Infantiles SOS capacitada para cuidar y conformada con otros niños que también perdieron el cuidado parental. Una Familia SOS cuenta con la misma autonomía y dinámica que cualquier otra familia y, en este servicio, vive en una casa familiar similar a otras del barrio o comunidad.

  • Reintegración familiar para niños institucionalizados: Cuando un niño fue institucionalizado, Aldeas Infantiles SOS utiliza la experiencia que tiene en cuanto a reintegración familiar para que pueda acceder a alguna modalidad de atención de tipo familiar o retorne a su familia de origen. Así se implementa un plan de desarrollo de capacidades de la familia de origen que incluya de manera integral aspectos protectivos, personales, laborales y de liderazgo, mientras se promueve la revinculación afectiva entre la familia de origen y el niño institucionalizado.

Nuestro trabajo por la niñez no sería posible sin el apoyo de tod@s. Descubre cómo puedes empezar a ayudar ahora.

¿Cómo ayudar?